citd julio florez


FÍLOSOFIA INSTITUCIONAL

De acuerdo a los lineamientos del Ministerio de Educación Nacional, “Todo proceso educativo se fundamenta en una concepción del hombre, una concepción de la sociedad, una concepción psíquica y del desarrollo del pensamiento, una concepción del conocimiento y una concepción de lo educativo. Estas concepciones se fusionan en la práctica y constituyen los pilares desde los cuales el conocimiento pedagógico construye su propio sentido y da significado a la función educativa”. (MEN, 1998). (Ministerio de Educación Nacional (1998). Indicadores de logro curriculares. Serie de lineamientos curriculares. Bogotá: MEN.)

El Colegio Instituto Técnico Distrital Julio Flórez encamina su proyecto educativo al desarrollo humano integral; propendiendo por la formación con excelencia de las distintas dimensiones del desarrollo y fomentando una educación para la vida basada en los aprendizajes básicos. Aprendizajes que permiten a los estudiantes aprender a vivir consigo mismo, a vivir con otros y a afrontar la vida mediante el desarrollo sus potencialidades para enfrentar las exigencias propias de la cotidianidad, tomar decisiones, resolver problemas, convivir en armonía, reponerse ante las dificultades y comunicarse asertivamente atendiendo las características de la sociedad actual: diversidad, globalidad y sustentabilidad en el marco de la visión humanística del siglo XXI.

En otras palabras, una visión que supere cualquier antropocentrismo e individualismo por una que se sustente en el reconocimiento y valoración de la singularidad auténtica de cada uno de los sujetos y al mismo tiempo sea una invitación al trabajo en colectivo en procura Proyecto Educativo Institucional 2017 - 2018 30 de la solución de los problemas que afecten a la sociedad con perspectiva de sustentabilidad.

Un humanismo cuya base sea la reflexión crítica a los dogmas implica la valoración de las diferencias de ser, saber, actuar y convivir; rompiendo las fronteras de toda discriminación por condiciones de género, raza, religión y condición socioeconómica. Así, para el Colegio ITD Julio Flórez constituye una línea de trabajo el fortalecimiento de los pilares planteados por la UNESCO: Aprender a conocer, aprender a hacer, aprender a convivir y aprender a ser, insumos que se concretan en el aprender a emprender propio de la formación técnica del colegio.

Al hablar de liderazgo, más allá de una condición asociada a la consecución de unos objetivos, representa un proceso que se relaciona tanto con la disposición de vida para quien lo ejerce, como una estrategia institucional que colectivamente se construye para el logro de los más altos intereses. Es tener una visión e inspirar a los demás a compartirla. En efecto, la motivación con la que una persona decide asumir el rol de liderazgo está íntimamente relacionada con la escala de valores que orienta su proyecto de vida y con la capacidad de visualizar alternativas posibles a las realidades que se le presentan en la cotidianidad. Dicho de otra manera, existe una condición natural para el liderazgo que se sustenta en la necesidad de progresar y de identificar caminos posibles a los cuales un colectivo pueda converger.

En este sentido, un líder que soporta sus decisiones en un sólido juicio ético e inspira a los demás a actuar correctamente, alejado de intereses personalistas y con vocación de servicio para el alcance de los logros que a todos puedan convenir, representa el ideal de liderazgo que urge en la actual coyuntura histórica. La sociedad colombiana atravesada por una profunda crisis en los valores que la sustentan, muestra cada vez más como la corrupción a todo nivel, la construcción de un imaginario colectivo basado en el dinero fácil, el lucro con el erario público y la cultura del atajo como vías para el mejoramiento de las condiciones de singulares de vida, está transformando las relaciones que establecemos con los demás; centrándolas en el poder económico que se establece en la posesión de un bien material. De esta manera, la formación de un “joven líder transformador de la realidad” implica una urgencia para la sociedad que debe iniciarse en el contexto escolar, por lo que identificar y caracterizar sus principales cualidades representa para el CITD Julio Flórez el insumo fundamental para la formulación de su estrategia institucional.

Desde la perspectiva de la formación integral y de las dimensiones del desarrollo humano, para el Colegio ITD Julio Flórez el joven líder transformador se caracteriza por poseer cuatro de las cualidades esenciales que le hacen singular y característico de la impronta institucional: un ser ético, auténtico, capaz de trabajar en equipo y con visión y capacidad innovadora.

Ante todo, un líder ético es aquel que soporta su actuar en la vivencia de los valores y principios institucionales. A su vez, la autenticidad se refleja en el reconocimiento de su singularidad, implica el trabajo consciente de sus talentos para liderar su proyecto de vida. Por otra parte, la comunicación como eje de la formación integral le permite al líder poder establecer acuerdos, crear estrategias, compartir sus conocimientos y motivar para el logro de metas comunes lo que asegura un efectivo trabajo en equipo. Por último, todos los Proyecto Educativo Institucional 2017 - 2018 31 buenos líderes son considerados visionaros e innovadores porque viven en la constante búsqueda de conocimientos e inspiran a los demás a la creación de nuevas ideas.

Por ende, para el Colegio ITD Julio Flórez la formación es un proceso permanente, en el cual el individuo desarrolla integralmente sus dimensiones cognitivas, comunicativas, axiológicas y corporales en cada uno de los momentos de aprendizaje en los que está inmerso. De ésta manera, la formación humanista y el desarrollo humano son fundamentos de todo el proceso educativo que se orienta en cada uno de los ciclos y campos de formación.